La Leche Materna, un tejido vivo.

La leche materna es mucho más que un alimento, es considerada como un fluido bioactivo o tejido vivo, sobretodo esas primeras gotas llamadas calostro, son algo irremplazable, el mejor regalo que le puedes dar a tu bebe.

El calostro es la primera secreción de la mama y durará de 2 a 5 días antes de convertirse en la leche definitiva. El volumen varía entre 2 y 20 ml por toma, en los tres primeros días. El volumen total depende del número de tomas y puede ser en las primeras 24 horas de unos 100 ml. Si bien se produce en pequeñas cantidades su importancia es vital, además la capacidad del estómago del bebe es muy pequeña los primeros días, apenas  es de 10 a 20 ml, por lo que las cantidades de calostros son mas que suficientes y no es necesario complementar con una fórmula. La administración de una sola toma de fórmula en los primeros días de nacido podría ser suficiente para sensibilizar al bebe y favorecer alergias más adelante.

El calostro:

-Tiene bajos niveles de grasas y lactosa, es rico en inmunoglobulinas, especialmente IgA secretoria.

-Facilita el establecimiento de la flora bífida en el tracto digestivo, y la expulsión del meconio.

-Contiene un factor de crecimiento esencial para el Lactobacillus bífidus ,y es el primer medio de cultivo en la luz intestinal estéril del recién nacido.

-Es rico en anticuerpos, que pueden proteger contra bacterias y virus presentes en el canal del parto, o asociados con otros contactos humanos.

-Inhibe la formación de IgE, que es la principal implicada en las reaccione alérgicas.

La leche materna cambia su composición constantemente. No sólo del calostro a la leche sino incluso durante una misma lactada. La leche del principio de la toma contiene más agua y azúcares que ayuda a calmar la sed del bebé y va aumentando su cantidad en grasa progresivamente, para saciar al bebé.

Tanto el calostro como la leche final contienen células vivas y anticuerpos, incapaces de ser incluidos por una fórmula.

La leche materna es necesaria y suficiente como alimento exclusivo hasta los 6 meses de vida, edad en la que además de continuar con la lactancia materna se empezará la introducción progresiva de los diferentes alimentos para al año de edad conseguir que el niño reciba la misma alimentación del resto de la familia, además de la lactancia materna por supuesto. La recomendación de la OMS es continuar con la lactancia materna hasta por lo menos los 2 años de vida, pudiéndose prolongar mas allá de esta edad sin haber disminución de la calidad o propiedades de la leche materna.

Conscientes de la importancia de la lactancia materna, hoy en día cada vez mas mujeres, a pesar de trabajar fuera de casa, deciden dar lactancia materna a sus bebes. Es obligación de las empresas contar con un lactario para que las madres puedan extraerse la leche y a pesar de trabajar, ofrecer a sus bebes el mejor alimento. La leche materna puede conservarse refrigerada o incluso congelarse. Por tratarse de un tejido vivo, deberá tenerse principal cuidado al momento de calentarla para dársela al bebe, no deberán hervirla ni utilizar el microondas, la mejor forma es calentarla por conducción.

Dra. Paola Arrús Ackermann

Médico Pediatra

Nutrición

dra.arrus@ensenandoacomeramihijo.com

www.ensenandoacomeramihijo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>